domingo, 3 de mayo de 2009

Con las disculpas del caso


Ya se abrán dado cuenta de mi despiste del otro día. al escribir que el día del trabajador era el 1°de abril. Pido mil disculpas, a veces el cerebro le traiciona a uno. Bueno, por lo menos tendrán un motivo de risa y eso también es positivo. Reirse es la mejor medicina, y me rio con ustedes, teniendo en cuenta un dicho anónimo que leí en Selecciones que dice: "Bienaventurados los que se reien de sí mismos, porque nunca se les acabará motivos para reírse", algo asi. Que tengan una excelente semana.

No hay comentarios:

Publicar un comentario