miércoles, 7 de marzo de 2018

Tarea: escribir

Un blog dónde hace tiempo no se escribe es un blog abandonado, hasta diría moribundo y en vías de extinción. Y este blog está sufriendo de olvido, si l,o tengo olvidado y abandonado, igual que a mis otros blogs, con la sola excepción del blog que cree para escribir la reseña de los libros que voy leyendo, a ese si lo tengo muy activo. Pero hoy se me antojó cambiar eso, por lo menos, de momento con este que fue mi primer blog y que el día pasado, en las vísperas de mi cumpleaños número 44, también cumplió años, no se cuanto pero me temo que ya está entrando en la adolescencia.
Así que decidí escribir todos los días aunque sea un poquito, y ese todos los días quizás no sea tan literal, pero al menos intentaré ser más constante y revivir este espacio de ideas sueltas, es decir, un poco de todo lo que se me ocurre.
Como la pintura que retomé en la forma de los pasteles al óleo, espero así retomar la escritura y quien sabe si de pronto no va tomando cuerpo esa novela que nunca se decide del todo a  salir de los recovecos de mi mente. Siempre hago las primeras pinceladas, incluso me meto en los detalles y voy cargando de colores el lienzo de papel, pero la novela queda en pañales, sin despegar del comienzo, ¿bloqueo de escritor? Puede ser, un bloqueo que ya lleva años, o quizás simplemente no intento lo suficiente.
Desde chica siempre soñe con escribir una columna de opinión, como lo que se vé en las películas, como las columnas que salen en los diarios o en las revistas, un rincón de opinión donde voy escribiendo lo que se me antoja, y este fue el origen de este blog donde, si te pones a revisar viejas entradas vas encontrar los temas más variados, desde música hasta incluso historias que yo misma escribí, sin olvidar viejas poesías. Algunas de esas entradas dieron pie, tiempo más tarde a que creara otros blogs con temas más específicos, pero siempre se vuelve a la raíz. Veremos que pasa, veremos si tiene sentido, y si tiene continuidad, no prometo nada.
Hoy sentí que tenía que escribir, como dije, aunque sea un poco todos los días. Este es el primer paso.

No hay comentarios:

Publicar un comentario